Última Hora

Nuevamente los errores de Adonis Pineda en el arco de Alajuelense volvieron a pasar factura al equipo y los rojinegros cayeron 1-3 en su visita a Pérez Zeledón.

El joven portero ni tan siquiera pudo terminar el juego y adujo una lesión tras el tercer tanto, donde claramente falló en técnica. Su lugar lo tomó Mauricio Vargas y de momento no se tiene un parte sobre su lesión.

Pero más allá de recriminar al joven rojinegro, los exporteros y mundialistas con la Selección Nacional, analizaron el momento que vive Pineda en el arco de Liga Deportiva Alajuelense.

Tanto Erick Lonnis, quien brillara con Saprissa, como para Álvaro Mesén, figura de Alajuelense, y Harry Ocampo (Santos y Liberia), al joven guanacasteco lo tiraron a “la guerra” y está pagando su falta de experiencia.

“Acá se está viendo lo que en el algún momento fue una decisión equivocada. Creo que aquí cuando se conformó el equipo tomaron un fuerte riesgo de asumir la portería solo con dos muchachos como Pineda y Mauricio Vargas.

“Usted necesita ver el recorrido del portero para saber qué le puede brindar. Pineda tenía apenas siete partidos Sub 20 internacionales, o una cosa así, y ni siquiera 50 partidos en Primera División y usted para tener un portero que le garantice una participación en una final tiene que tener un guardameta con 100 juegos, algunos campeonatos y por lo menos participación en algunas finales”, explicó Álvaro Mesén.

Mesén fue claro en asegurar que el joven está asumiendo toda la culpa, cuando no necesariamente es solo de él.  

“Aquí lo que sí es que hay que ser claros es que todo lo está asumiendo él, pues lo pusieron al frente sin armas y no hubo claridad en la salida de Patrick Pemberton y Esteban Alvarado”, añadió el guardameta.

Misma opinión tiene Lonnis, quien indicó que los equipos grandes tienen que tener porteros de mayor calibre y ya probados en sus porterías.

“Siento que no es 100% de responsabilidad de Pineda lo que está ocurriendo, también es de los que lo pusieron ahí y no tuvieron la claridad del panorama.

“Yo lo visualicé desde hace siete meses en un programa, no es una situación de ahora, pues equipos como Alajuelense y Saprissa tienen que tener dos arqueros de jerarquía, aunque a alguno de los dos no les guste”, indicó.

Lo ‘mata’ la estatura.

Lonnis también tocó un aspecto que para él influye mucho en su desempeño bajo los tres palos, y es la poca estatura del guanacasteco.

“Para ponerse la camiseta de Saprissa, la Liga o la Selección Nacional usted tiene que tener un recorrido, por lo menos haberse comido unos 50 o 60 goles, ya que eso genera carácter.

“A Pineda le falta alcance en el juego aéreo, desde que comenzó se veía esto y pese a brincar bien y tener buenos reflejos, la envergadura tiene mucho que ver”, explicó Lonnis.

Este aspecto también lo defiende Mesén, pues asegura que hay aspectos básicos que no se pueden pasar por alto.

“Si usted es bajo, pues usted tiene que diseñar su equipo a esas condiciones y contrarrestar el juego aéreo con centrales altos, etc. La experiencia no me la puedo brincar en la portería”, añadió.

Finalmente, el exportero del Santos y Liberia, Harry Ocampo, asegura que un gran portero está marcado por el carácter de saber levantarse rápidamente cuando incurre en un error.

“Porteros de equipo grandes, tal vez, no son tan exigidos como en clubes pequeños que les llegan montones de veces y en equipo grande que te llegan solo tres o cuatro veces donde debes resolver y dar seguridad, además, de tener el don de líder y sobre todo ante cualquier error saber reponerse rápido.

“Y sobre todo afrontar esta etapa. Cuando Patrick Pemberton le tocó fallar al torneo siguiente afrontó y retomó su nivel, pero no puede salir del campo como ayer (en Pérez Zeledón) donde deja dudas de sus decisiones”, concluyó Ocampo.

**Colaboró el periodista Cristian Sandoval Pacheco**