Última Hora

¿Cuál será la razón por la que los partidos en casa le cuesten más a Liga Deportiva Alajuelense?

Parece mentira, pero en el Morera Soto, con su público y en una gramilla que se conocen de memoria, la Liga de Andrés Carevic se muestra más trabada, más confundida.

Los manudos tuvieron que trabajar horas extra para derrotar 2-1 a un Limón FC que luchó con todo y mereció llevarse algo más, pues pusieron contra las cuerdas a los locales en su propio escenario.

Fue cuestión de mala suerte, de poca definición y de un gran Adonis Pineda, por mucho figura del partido pues aparte de detener un penal a Alexander Espinoza, tuvo tres acciones determinantes.

Y es que así de peligroso fue el partido para los rojinegros. Aprovechando las bandas y la explosividad de Jossimar Pemberton y Miguel Tercero, pusieron contra las cuerdas a los locales.

Incluso, recibieron su opción de oro para abrir el marcador, cuando Jhamir Ordain derribó en el área a la “Rata Espinoza”. Penal para los caribeños que Pineda detuvo al minuto 24.

En la misma jugada y tras un pestañeo, Alajuelense gestó un contragolpe luego de que Allen Guevara le robara el balón a Johnny Gordón para dejarle servido la anotación al hondureño Alex López. La Liga abría el marcador al 25. Los caribeños no lo podían creer.

Aquella acción fue el motor para los limonenses que insistieron de todas las formas posibles, pero al frente se encontraron a un gigante Pineda bajo los tres palos.

Pemberton fue el que más insistió y probó suerte al 47’, pero el guardameta se lo negó, una vez más.

Por si fuera poco, los manudos sufrieron la salida por lesión de Kenner Gutiérrez que desestabilizó a la defensiva rojinegra.

Alajuelense se acordó de atacar hasta el 67’ ya con McDonald como único punta y comandando las acciones.

La preocupación en la grada llegó al 73’ cuando Meneses salvó en dos ocasiones el tanto de los visitantes al filo de la línea. La Liga sufría de más.

La tranquilidad llegaría al 75’ cuando Jemark Hernández derribó a Ariel Lassiter en el área. El penal lo transformaría Jonathan McDonald para el 2-0 que parecía acabar todo.

Sin embargo, la actitud de Limón FC no aflojó y se encontraron el descuento a 10 minutos del final por intermedio de Jossimar Pemberton quien con el 2-1 volvía a darles vida.

Alajuelense terminó metido en su área y pidiendo tiempo, incluso hubo una más para que Adonis se luciera y salvara nuevamente a su equipo.

La Liga triunfa de forma acongojada, pero sigue fuerte en el liderato y de momento se aferra a él sin prestárselo a nadie más, aunque para defender esto tenga que llevarse sustos como los de hoy.

Repase las incidencias del juego acá: