Última Hora

La policía judicial detuvo a una banda que mantenía secuestrado a un mexicano desde la semana anterior, entre los cuatro allanamientos realizados este sábado, se logró la detención del cabecilla de la banda, un hombre de apellido Smith Hernández.

El líder fue atrapado en Coronado, mientras que otro integrante de la agrupación, de apellidos Reynolds Conrad, fue detenido en Alajuela.

Según reveló la investigación del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), la banda se dedicaba al secuestro y la extorsión, y tenían atrapado desde hace una semana al mexicano Óscar Porta Salinas de 55 años, mientras extorsionaban a su familia para que les pagara  $50.000 para dejarlo en libertad.

La oficina de prensa del OIJ explicó que el grupo de secuestradores se hicieron pasar por empresarios que prestaban dinero a muy bajo interés, y se comunicaron con el mexicano con la finalidad de “prestarle”  $5.000.000, así que este viajó hasta Costa Rica el pasado 11 de abril.

Al montarse al carro de los supuestos empresarios que lo recogieron de inmediato, estos lo encañonaros y se lo llevaron a una casa en Tres Ríos, donde estuvo retenido durante unos tres días, y luego lo movieron hasta el Erizo en Alajuela.

Durante todo ese lapso la familia puso la denuncia en México, y ellos se comunicaron con Interpol Costa Rica, para que tramitaran el caso.

Tras vigilancias y rastreos telefónicos las autoridades dieron con el grupo y el mexicano.

El empresario fue rescatado en el momento en que lo intentaban cambiar de lugar hacia otra vivienda.

La Policía Judicial detuvo el auto donde lo llevaban retenido y a su conductor, un nicaragüense de 36 años identificado con los apellidos Alvarado Alvarado, quien tenía expediente por robo agravado y homicidio.

En los operativos, se logró encontrar la maleta de la víctima, armas y las esposas que el mexicano describió.

Todos fueron enviados al Ministerio Público, mientras que el mexicano volvió esta misma tarde a su país.