Última Hora

Oficiales de la Fuerza Pública detuvieron una vagoneta con 1.000 paquetes de cocaína este miércoles en horas de la tarde en Jacó, Puntarenas.

Las autoridades recibieron información confidencial sobre tres vehículos que circulaban sospechosamente, por lo que de inmediato les dieron persecución hasta detenerlos.

“Tras la alerta se detuvieron dos automóviles y una vagoneta. Se generó una inspección superficial de los automotores, así como en el transporte de carga pesada y por la actitud sospechosa se coordinó con la Unidad Canina para determinar si se encontraba algún tipo de droga, fue entonces que los canes dieron positivo en la prueba preliminar”, dijo Enrique Arguedas, subdirector general de la Fuerza Pública.

Los vehículos, cuando fueron detenidos, transitaban en convoy. Al parecer, el objetivo era custodiar la droga.

Además, en el lugar detuvieron a los tres conductores de los transportes y se custodió el cargamento.