Última Hora

La comunidad de Paraíso de Cartago despidió este miércoles a los jóvenes músicos que fueron asesinados a principios de semana.

Sebastián Condorí y Valeria Cortéz, además de novios, eran músico de la Orquesta Manuel María Gutiérrez, en la que eran destacados estudiantes.

Fue ahí, en su escuela de música donde por última vez sus compañeros de la academia, y compañeros de colegio, le dieron el último adiós a la pareja.

El cortejo fúnebre se dirigió a la iglesia de Paraíso donde se realizó la misa de ambos.

Mientras tanto, en el Ministerio Público de Cartago era indagado Gerardo Ramírez Obando, el hombre de 21 años, jornalero de profesión que se entregó a las autoridades diciendo ser el responsable del sangriento crimen

Luego de la audiencia de esta tarde al sujeto se impusieron seis meses de prisión preventiva.