Última Hora

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ) desarticuló un grupo familiar dedicado a la venta de drogas en Nicoya, Guanacaste.

El allanamiento se realizó en Barro San Martín este martes donde se detuvo a un hombre de 62 años y su hijo de 35 quienes son sospechosos del delito de infracción a la ley de psicotrópicos.

Según la investigación del OIJ, “el lugar era una sala de billar y juegos electrónicos que en realidad era utilizado como mampara para vender drogas”.

En el sitio las autoridades decomisaron 10 dosis de crack y seis punta de cocaína, además, más de 120 mil colones en dinero al menudeo.

Los sospechosos fueron pasados al Ministerio Público.