Última Hora

Jefrey Peña es un niño de 8 años que estaba muy angustiado.

El miércoles a eso de las 11 de la noche su mamá se dio cuenta que se habían robado la silla de ruedas que este pequeño usa para poder movilizarse.

El menor tiene parálisis cerebral infantil y perdió la movilidad del 50 % del cuerpo.

El delincuente que se robó esta silla de ruedas le causó mucho daño ya que solo con ella se puede movilizar sin ser lastimado.

Este viernes, en la escuela de enseñanza especial de San Carlos le prestaron una silla para que pudiera desplazarse.

La silla tiene un costo de entre 2 y 3 millones de colones.

La buena noticia llegó este mismo viernes minutos antes de las 2 de la tarde, cuando doña Evelyn recibió una llamada del OIJ.

Los agentes le informaron que la silla había sido ubicada a unos 500 metros de la casa donde viven ellos.

En apariencia una llamada anónima alertó de esta situación a los judiciales.

Una señora informó que su vecino tenía la silla en la casa.

A la llegada del OIJ, el dueño de la propiedad indicó que él se había encontrado la silla y que no sabía que era robada.

Jefrey está muy feliz con su silla y agradece a todas las personas que lo apoyaron y se preocuparon por él.

A este guerrero se le brindaron varias ayudas, entre ellas, la Asociación Deportiva San Carlos le regaló una camiseta del equipo.

Con las contribuciones recaudadas durante la transmisión que se hizo en directo al mediodía de este viernes, esta familia cubrirá diversas necesidades que tienen.

El OIJ se encargará de la investigación que definirá si la versión que dio la persona que tenía la silla es real.