Última Hora

El Juzgado Penal de San José impuso medidas cautelares contra cuatro policías que fueron detenidos, este jueves, como sospechosos de homicidio calificado, abuso de autoridad e incumplimiento de deberes contra menor de edad.

En primera instancia, la Fiscalía Adjunta del II Circuito Judicial de San José solicitó prisión preventiva, pero le fue rechazada.

“Los oficiales de apellidos Vargas Fernández, Chaves Zúñiga, Valverde Oporta y Mora Salas no pueden salir del país, deberán mantener domicilio fijo y tendrán prohibido acercarse o perturbar a testigos del proceso”, señaló el Ministerio Público.

La Fiscalía apeló dichas medidas, por lo que ahora está a la espera de una nueva audiencia en el Tribunal Penal.  

“La investigación por este caso continúa en desarrollo con la recolección y análisis de pruebas, como parte de la etapa preparatoria”, informó la Fiscalía.

Los oficiales fueron detenidos por un caso que se remonta a setiembre de 2020, cuando atendieron un caso de violencia intrafamiliar en Curridabat, donde un joven, al parecer, estaba agrediendo a su mamá con un arma blanca.

Durante la atención policial, el joven menor de edad tuvo un enfrentamiento con los policías y este murió de dos disparos en la cabeza, según confirmó en su momento la Cruz Roja.