Última Hora

La Fuerza Pública intervino una vivienda y un bar en donde había una gran cantidad de personas reunidas incumpliendo las medidas sanitarias impuestas por el Ministerio de Salud.

En una vivienda ubicada en Herradura, Jacó de Puntarenas, la Policía recibió la alerta de una fiesta clandestina, al llegar las unidades policiales, aseguran que varias personas corrieron por detrás de la casa para escapar, mientras otras se fueron por sus propios medios.

En el sitio, la Policía constató que había más de cien personas y gran cantidad de licor, así como algunos destrozos en el interior del inmueble.

“Al parecer, la casa es rentada para uso vacacional, pero el que la alquiló, la uso con el fin de desarrollar el evento aglomerando gran cantidad de personas”, indicó la oficina de prensa del Ministerio de Seguridad Pública (MSP).

Mientras tanto, en un bar ubicado cerca de la terminal de Caribeños, San José, la Fuerza Pública ingresó para verificar el aforo permitido, los agentes aseguran que se llevaron la sorpresa de que el lugar estaba lleno, se contabilizaron 94 personas, entre ellas turistas de Estados Unidos, Perú y Colombia.

Las autoridades policiales procedieron a realizar el cierre del establecimiento, así como pasar el informe respectivo al Ministerio de Salud y la Fiscalía.

El MSP informó que durante el fin de semana la Fuerza Pública atendió un total de 53 incidentes por fiestas clandestinas e incumplimientos de aforos en el país.