Última Hora

Dos hermanos detenidos por Fuerza Pública el fin de semana anterior cuando transportaban en bolsas varios animales silvestres muertos, quedaron en libertad y sin medidas cautelares.

Los sujetos de apellidos García Socimo fueron aprendidos cuando viajaban en bicicleta por el sector de Carrandi en Matina, Limón, y puestos a las órdenes de la Fiscalía, que los liberó horas después.

“La Fiscalía de Flagrancia de Limón investiga a dos hermanos como sospechosos de infringir la Ley de Conservación de la Vida Silvestre. A ambos se les tomaron los datos de identificación y, tras corroborarse sus arraigos procesales, de momento, no se requirieron medidas cautelares”, señaló el Ministerio Público.

Cuando los hermanos fueron aprehendidos en un operativo policial que se realizaba en la zona, las autoridades les encontraron tres perezosos, una iguana y dos tortugas de río pequeñas. Todos los animales estaban muertos. 

Luego del decomiso de los animales, la Fuerza Pública coordinó con un biólogo para certificarlos y levantar un acta para realizar el entierro respectivo.

La Ley de Conservación de Vida Silvestre prohíbe la importación, el internamiento, la exportación o el transporte de flora y fauna, sus productos, partes o derivados, que se encuentren protegidos.

Las personas que incumplan dicha ley se exponen a una pena que va desde un año hasta tres años de cárcel.

Según informó la Fiscalía, los hermanos continúan bajo investigación.