Última Hora

Luis Carlos Eduarte, el conductor que supuestamente agredió a un grupo de ciclistas el sábado 18 de julio en Alajuela, contó por primera vez su versión de los hechos a la prensa.

Según él, en el video de redes sociales solo se ve una parte del hecho. En el video adjunto se ve como Eduarte junto a unos ciclistas protagonizan una pelea en plena vía pública.

La encargada de viralizar el video fue Marilyn Oreamuno, una de las ciclistas que estuvo involucrada.

El día de los hechos este medio conversó con Oreamuno y ella indicó que iban cuatro personas en la vía, dos adelante y dos atrás. “El muchacho nos pitó y nos orilló y cuando uno de ellos (ciclistas) silbó, el tipo con solo silbarle se bajó y los agredió. A mí me dio miedo meterme hasta que se me ocurrió grabar el video. Él perdió el control por un silbido, nosotros nunca dijimos groserías”.

Además, agregó: “no mentimos, estamos diciendo la verdad. Este muchacho debe de estar muy arrepentido de lo que hizo porque hay un adulto mayor y un menor de edad. Este muchacho no sabía en lo que se metió”.

Luis Carlos Eduarte decidió hablar con Teletica.com para contar su versión de los hechos. Él aseguró que las cosas no ocurrieron como se cuentan y, producto del video, su familia y su persona han recibido amenazas de muerte.

“Tengo un video que evidencia todas las cosas, no hay una acción como señalan ellos de que yo intenté atropellarlos porque no, para empezar, iba con mi madre, si yo hiciera eso, ella no me dejaría bajarme del carro porque sería la primera que arremetería contra mí. Esto no es un problema con ciclistas, fue un problema contra el respeto hacia mi mamá”, comentó el conductor.

Contrario a lo que señala la ciclista de apellido Oreamuno, Eduarte afirma que sí recibió ofensas graves hacia su persona y peor aún hacia su madre, quien lo acompañaba en el vehículo el día del altercado.

“El señor con el que tengo el problema me saca el dedo y me hace una seña de que pase por arriba. Esto obviamente me molesta, no puedo rayarlos porque iban ahí (en medio de la vía) y cuando les toco el pito se acercan aún más a la línea de centro de calle. Entonces me toca esperar que pasen todos los carros que vienen hacia abajo para poder rayar. Una vez que los adelanto, me vuelve a sacar el dedo hacia la ventana, tal vez dirigido a mí, pero en el momento me molestó más porque era mi mamá la que iba ahí, más me molesto. Yo decido frenar el carro y bajarme para encararlo y preguntar '¿qué es?'. Cuando yo me bajo lo que escucho es (de la misma persona que viene haciendo los gestos) ‘me cago en tu madre’, perdón, pero sí reacciono.

“Yo intentó sacar cuerpo, intento tirar un golpe y lo fallo. Él sigue su camino, da una vuelta en U y se para al otro lado de la calle, se baja de la bicicleta. El otro señor que va adelante para, el muchacho queda un poco más atrás y la muchacha queda un poco más atrás del carro. Yo dije 'ya aquí no pasó nada me voy a subir al carro y me voy’, cuando me voy a subir al carro el muchacho que ahora resultó ser menor de edad (no lo sabía, en ese momento tenía lentes, casco, no lo puedo definir) él se acerca con su bicicleta a darme un puñetazo y le termina dando el golpe a la puerta del carro, yo lo empujo y él se cae. Ahí entonces el señor con el que tenía problemas viene corriendo, ahí pensé que el problema 'ya está' y ahí si me agarro a golpes con él. Caigo al suelo con él y en ese momento comienzo a recibir golpes en las costillas de parte del señor de 65 años (que ahora lo sé después del problema, antes no lo podía saber). Entonces me veo atrapado en una pelea contra tres personas”, señaló Eduarte.

Eduarte no compartió el video que supuestamente evidencia su versión de los hechos, porque indicó que es una pieza clave en el proceso penal que enfrenta contra los ciclistas.