Última Hora

Un Juzgado  Penal impuso arresto domiciliario y monitoreo electrónico al sospechoso de asesinar a su exnovia en la Capri de Desamparados.

El único sospechoso de acabar con la vida de María José Calvo Valverde cumple la medida cautelar de casa por cárcel y debe usar tobillera electrónica.

Esa fue la resolución que dictó el Juzgado Penal de Desamparados este viernes pese a que la Fiscalía solicitó 6 meses de prisión preventiva.

El sujeto de apellidos Taracena Echeverría es investigado por el delito de homicidio calificado en perjuicio de su exnovia.

El crimen lo habría cometido el lunes 16 de noviembre, pero el cuerpo de María José fue encontrado hasta un día después, luego de que bomberos atendiera un incendio en la casa de la joven de 26 años.

El Ministerio Público y el OIJ sostienen que Taracena provocó el fuego con el propósito de deshacerse del cuerpo de su exnovia, para lo cual roció un acelerante sobre la ofendida y la vivienda.

María José se identificaba con las causas en favor de proteger los derechos y la vida de las mujeres, incluso apoyó la búsqueda de la joven Luany Valeria Salazar, quien fue asesinada en junio en Loma Linda de Río Azul.

A María, además, le robaron un carro cuyo paradero aún se desconoce y por eso la policía pide ayuda para encontrarlo.

En cuanto a la medida cautelar impuesta al sospechoso de asesinarla, la Físcalía de Desamparados apeló y espera que se realice una nueva audiencia, en la que reiterará la solicitud de prisión preventiva para Taracena Echeverría.