Última Hora

Palabras obscenas disfrazadas de piropos, masturbación y exhibicionismo son parte de las conductas que la Fuerza Pública trata de evitar con el protocolo policial de acoso callejero.

La medida tiene más de un año de aplicarse en el país y hasta la fecha se logró detener a 104 personas.

Este tipo de conductas se presentan con mayor regularidad en San José y Heredia.

En caso de ser víctima de acoso callejero hay dos formas de denunciarlo.

Actualmente estos casos se consideran contravenciones, pero un proyecto de ley busca tipificar estas conductas como un delito con penas que van desde seis meses hasta tres años de prisión.

El trabajo de las autoridades es parte de los esfuerzos para erradicar la violencia contra las mujeres.