Última Hora

La temporada anterior Javon East llegó con bombos y platillos a San Carlos con la idea de armar junto al mexicano Julio Cruz y al panameño Joaquín Aguirre, una de las delanteras más temibles de la Primera División.

Sin embargo una importante lesión lo marginó varias fechas, así como una actitud que no era la adecuada y que llevaron a que el jamaiquino fracasara con los Toros del Norte.

Incluso, el técnico norteño Jeaustin Campos llegó a decir que le faltó mucha actitud al futbolista justo cuando el club decidió dejarlo fuera del plantel.

Campos llegó hasta decir que sentía que el equipo y sus compañeros tenían que jugar para él y hubo una vez que incluso se negó a salir a calentar cuando fue suplente en un partido ante Grecia.

Esas actitudes terminaron convirtiendo a East en un rotundo fracaso para los norteños al anotar solo un gol en 12 partidos, muy lejos de su primer paso con Santos de Guápiles donde consiguió 21 tantos en 36 partidos.

Renovación de votos.

Tras pasar inadvertido en San Carlos e incluso quedar fuera del club mucho antes de terminar participación en el campeonato, East regresó al Caribe para unirse a las filas guapileñas.

Comenzó a entrenar antes del arranque de la temporada y rápido se ganó un puesto en la titular junto al cubano Luis Paradela.

En el actual certamen ya acumula seis tantos en nueve fechas disputadas.

De ellos, registra solo un gol de penal (y falló uno ante el Cartaginés en la primera fecha) y uno de cabeza.  Además, de una asistencia.

Sus víctimas hasta el momento son: Pérez Zeledón, Guadalupe, su exequipo San Carlos en dos ocasiones y otro doblete este fin de semana ante Limón.

Estos seis tantos le permitieron volver a tomar la cumbre de los goleadores un tanto por encima del defensor José Gabriel Vargas y dos más que Johan Venegas y Marcel Hernández de Alajuelense, Ariel Rodríguez del Saprissa y Kennedy Rocha de Jicaral.

Con su doblete de este fin de semana, East ya suma 27 tantos en 45 partidos disputados con el Santos de Guápiles en 3.821 minutos para un promedio de gol de 0,6 por partido.

Ahora la lucha del jamaiquino de 25 años es mantenerse en la cima de goleo y ayudar al Santos a mantener el protagonismo de las primeras fechas, aunque de momento acumulan dos derrotas consecutivas.