Última Hora

En la nueva sección de Sabana no dejamos por fuera a los más trendy, así que hicimos un recorrido por tiendas de streetwear en Instagram y les compartimos el top 3.

Sad Gang Clothes

Este proyecto empezó hace cuatro años en la mente de Johannes Sequeira. Al no poder conseguir prendas de su estilo, decidió emprender con una tienda.

“Me costaba mucho conseguir ropa que me gustara. Cuando iba de viaje a Estados Unidos iba a tiendas estilo Hot Topic y me di cuenta que en Costa Rica no había como que mucho mercado para eso. Entonces al estar aburrido de no encontrar nada que me gustara yo mismo ideé mis prendas”, comentó Sequeira.

Algunos son diseños propios y otros son inspirados, pero todos tienen modificaciones de Johannes. Además, todas las prendas son confeccionadas en Costa Rica. 

Tienen dos puntos de venta, uno en San Pedro y otro en Cartago; pero por la pandemia tuvieron que cerrar el segundo. Ahora utilizan más la tienda virtual.

Sus ventas crecieron al inicio de la emergencia sanitaria, pero con el incremento de casos COVID-19 han bajado.

Según Johannes, “sus clientes son el tipo de chico que le gusta ir a California, que le gusta lucir las prendas o inclusive solo tomarse fotos y taggearlos. Que va de los 16 a los 24 años.”

Sad Gang Clothes para Johannes: “el nombre es debido a un doble propósito, durante el año en que inicié la marca atravesaba una depresión muy fuerte en mi vida y me sentía muy solo, debido a eso empecé a expresarme con la ropa y mis ilustraciones. Quería crear no solo una marca, sino también algo con que la gente que atravesaba una depresión se pudiese identificar y saber que no estaban solos”.

Si desea adquirir alguno de sus productos, puede hacer una transferencia Sinpe Móvil y su pedido le llegará por medio de Correos de Costa Rica.

Mala Suerte Apparel

Esta tienda de Instagram pertenece a Anthony Pérez y Óscar Quirós. Mala Suerte inició a principios de este año por la necesidad de trabajo.

“A finales del año pasado yo renuncié a mi trabajo de diseñador gráfico y en enero, al buscar trabajo y ver que estaba muy saturado y que el pago no era lo que yo esperaba, empecé a trabajar en lo mío y así empezó a surgir Mala Suerte con un amigo, antes de la pandemia”, comentó Pérez.


A Anthony siempre le ha gustado personalizar camisas, entonces fundó Mala Suerte con la visión de crear diseños de tatuajes profesionales.

“Cuando se vino la pandemia, arrinconó a la persona a hacer las compras en línea, entonces Mala Suerte creció más de lo que esperábamos”, indicó el joven.

Mala Suerte se describe como diseño tradicional, sencillo, para amantes de los tatuajes. “Hay tatuadores que hacen un diseño y hacen camisas, pero no existía una marca que al full potenciara esos diseños”.

Su taller está en San Rafael de Heredia y hace envíos a todo el país a través de Correos de Costa Rica, una vez efectuado el pago por Sinpe Móvil.

Mala Suerte según Pérez: “queremos crear esa paradoja, esa confusión, como que la gente lo asocia con algo negativo, pero nosotros lo vemos como algo positivo. Agarramos el nombre de mala suerte para dar buena suerte”.

Mocha

Esta tienda nació de forma esporádica en agosto del año pasado, según expresó Valeria Zeledón, vecina de San Ramón, quien junto a su novio están detrás del Instagram de Mocha.

“Consigo la ropa en tiendas de segunda, ventas de garaje, otras me las donan. No nos vamos por un estilo en específico, sino que tratamos de englobar lo más que podamos”, aseguró Zeledón.


En Mocha, al igual que las otras tiendas, el pago se realiza por Sinpe Móvil y los envíos por Correos de Costa Rica.

Al ser prendas únicas, Valeria explicó que la primera persona que les escriba lo tendrá apartado por 15 minutos, si no realiza el pago en ese tiempo, pasan a un segundo cliente.


El negocio ha crecido gracias a la recomendación de sus clientes: ya tiene más de 13.000 seguidores en su Instagram.