Última Hora

La reforma constitucional para permitirle el voto electrónico no presencial a los diputados se robó la atención del Plenario en el regreso al quehacer legislativo.

Esa discusión y la conformación y juramentación de cuatro comisiones fueron todos los temas que se trataron en la sesión de esta tarde, que arrancó al filo de las 2 p. m. y se levantó a las 5 p. m. y que significó el regreso de los legisladores a Cuesta de Moras tras varios días de suspensión por aislamientos relacionados al COVID-19.

Aunque en la agenda había urgencia por discutir y aprobar proyectos como la extensión de la reducción de jornadas laborales, la ley de contratación pública o la reforma al empleo público, fue ese proyecto de reforma constitucional el único en la mesa.

También se definió que será hasta el miércoles de la próxima semana cuando se continúe con el análisis legislativo del discurso presidencial del pasado 4 de mayo. Ese día los diputados sesionarán desde las 9:15 a. m. y hasta agotar la discusión.

Mañana, según lo aprobado hoy, se sesionará también a partir de las 9:15 a. m. y hasta la 1 p. m. con la intención de aprobar en primer debate el cuarto presupuesto extraordinario, pensado para dotar de recursos a los programas de vivienda social del Banhvi.

De momento no se discutió la posibilidad de ampliar las sesiones de trabajo, a pesar de que el retraso legislativo es amplio tras las reiteradas suspensiones que el COVID-19 ha provocado en el Plenario.