Última Hora

El presidente de la República, Carlos Alvarado, se refirió a la decisión de los diputados de mantener su comparecencia del próximo 10 de febrero en el plenario legislativo. 

Alvarado sostiene que rendir cuentas en el salón donde se ubican los 57 representantes del Poder Legislativo es contrario a la Constitución Política.

"La gente tiene que decidir de qué lado está, si está de lado de la mentira o de la verdad, si está de lado de la legalidad o de la ilegalidad. No es solo que nosotros, que ejercemos la función pública, tenemos que estar del lado de la legalidad, sino que juramos al pueblo estar de lado de la legalidad, se lo juramos a la Constitución", dijo el mandatario. 

"Yo estoy deseando mi oportunidad de rendir cuentas, la deseo, la anhelo, pero no contra la Constitución. Yo puedo ir donde sea, si hace falta espacio puedo ir al Estadio Nacional, pero el plenario es sagrado porque está en la Constitución", agregó.

Esas declaraciones las dio durante la firma de la ley para construir el Centro de Valor Agregado en la Región Norte, actividad transmitida desde la Casa Presidencial, un día después de que los diputados eligieran la sede de su comparecencia.

La moción fue respaldada por 40 legisladores y adversada por otros ocho, estos últimos del Partido Acción Ciudadana (PAC).

El Presidente rendirá cuentas por el caso de la Unidad Presidencial de Análisis de Datos (UPAD) el próximo miércoles a partir de las 9:30 a. m. en el salón del Plenario, pese a la solicitud expresa de Presidencia de que esa cita se realizara en Zapote para respetar la “investidura presidencial”.

"La Constitución dice claramente lo que a mí se me permite ir a hacer ahí (Plenario). Si somos los primeros llamados a respetar la Constitución, ¿la vamos a irrespetar en esto? ¿Y después en qué más la vamos a irrespetar?", insistió el jerarca. 

El departamento de Servicios Técnicos de la Asamblea Legislativa también advirtió que la comparecencia podría suponer un vicio de constitucionalidad, pues podría interpretarse como una interpelación velada al mandatario, algo prohibido por la independencia de poderes.

La comparecencia estará a cargo de la comisión que investiga el caso UPAD, pero pueden asistir todos los legisladores que así lo deseen. 

Declaraciones del Presidente Carlos Alvarado: