Última Hora

La fracción del Partido Liberación Nacional finalmente dio marcha atrás y retiró la moción de censura contra la mayoría del gabinete del gobierno de Carlos Alvarado.

La iniciativa, que se había presentado el lunes de la semana anterior, buscaba condenar la elección que el Consejo de Gobierno hizo en el nombramiento de Ottón Solís como representante de Costa Rica ante la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

Sin embargo, la renuncia de Solís al cargo días después había planteado la encrucijada de si esa moción tenía sentido o no.

El independiente Jonathan Prendas había dicho el jueves anterior que él y su bloque mantendrían los votos a favor pues el nombramiento nunca se revocó, sino que fue Solís quien decidió hacerse a un lado.

Otros, como el frenteamplista José María Villalta, insistieron en que con la renuncia el tema, a todas luces político, debía darse por terminado.

La jefa de fracción verdiblanca, María José Corrales, había pedido tiempo para conversar con su fracción el tema y dar una respuesta este lunes. Anoche la congresista adelantó que la moción finalmente sería retirada en vista de la renuncia de Solís.

Hoy, segundos antes de iniciar la discusión de proyectos en la sesión del plenario, la presidenta Silvia Hernández confirmó que la moción fue retirada.

De esta forma se da por terminado el desgastante pulso entre Ejecutivo y Legislativo, que también retrasó durante días la votación del crédito con el Fondo Monetario Internacional, aprobado una semana más tarde de lo previsto como represalia a ese nombramiento.