Última Hora

La precandidata del Partido Unidad Social Cristiana, Lineth Saborío, publicó esta semana en sus redes sociales un post desmintiendo que sea una pensionada de lujo, como se insinuó en redes sociales.

“Quiero aclarar que ese es completamente falso; yo no recibo pensión ni del Poder Judicial como exdirectora del OIJ, ni del Poder Ejecutivo como exvicepresidenta, de hecho no estoy pensionada”, afirmó en un post en su cuenta de Twitter.

Este viernes, Saborío no quiso ahondar en quién o quiénes lanzaron ese cuestionamiento o si conocía personalmente su proceder.

"En realidad algunas personas me hicieron el comentario de que en algunas redes se insistía el tema de que era pensionada, me pareció importante aclarar que no, y en la medida de lo posible erradicar este tipo de prácticas que lo que hacen es distorsionar la verdad", dijo.

La abogada insistió en que hay que ponerle freno a esas prácticas de la política de antaño y centrar el debate en las posiciones. 

"Las campañas son de ideas, de posiciones, de tratar que estos procesos que son democráticos todo resulte positivo, no de rumores. 

"Lastimosamente hay personas que entienden que eso es una forma de estar en política, yo las rechazo, si algo tenemos que tener es altura suficiente para llevar adelante una campaña transparente, que aporte", dijo.

Saborío, vicepresidenta en el gobierno de Abel Pacheco y primera precandidata del PUSC en la historia, aseguró que detrás de esas afirmaciones hay "mala intención" e invitó a los costarricenses a hacer un voto informado de cara a la convención partidaria del próximo 27 de junio.

Ese día, se prevé que unas 130 mil personas elijan al futuro candidato del PUSC para las elecciones de 2022.

Además de Saborío, participan en este proceso interno los precandidatos Erwen Masís y Pedro Muñoz, ambos diputados socialcristianos.