Última Hora

El candidato presidencial del Partido Costa Rica Justa, Rolando Araya, defendió este martes su amistad con el empresario Daniel Cruz Porras, socio suyo y uno de los 13 detenidos en el caso Diamante.

Araya se refirió a Cruz como un amigo y aseguró que tiene fe en que todo “saldrá bien”.

“Daniel Cruz es mi socio, es mi amigo, lo aprecio y lo quiero y no voy a renegar de esa amistad y ese afecto simplemente porque pasa un mal momento. Tengo fe en él, tengo fe en que saldrá bien, estoy seguro de eso, y si no fuera así pues que el Poder Judicial se encargue de hacer las acciones que corresponde”, dijo el político.

Araya es presidente de la sociedad Desarrollo Daromacar S. A., en la cual aparece Cruz como vicepresidente y que tiene a su nombre un terreno en Los Ángeles de San Ramón de Alajuela valorado en ₡328 millones.

El candidato presidencial defendió que es un negocio que mantiene junto a Cruz precisamente para el manejo de esa propiedad, que ahora precisamente aspiran a vender a la Caja Costarricense de Seguro Social por ₡670 millones.

“En mi caso declaro abiertamente que no voy a renegar de una relación estrecha de amistad simplemente porque hay un amigo que pasa un mal momento, me siento orgulloso de mi vida, no tengo culpa, no siento miedo, no siento vergüenza”, añadió Araya.

Cruz es representante legal de la empresa Explotec, que precisamente fue allanada ayer en medio de las diligencias judiciales por el escándalo de corrupción en obra vial municipal.

En la junta directiva de Daromacar también aparece Carlos Andrés Araya Polonio, hijo del candidato.

Observe más detalles en el video adjunto.