Última Hora

Este viernes estaba previsto que el Plenario votara en primer debate el proyecto de ley que trasladaría ₡75.000 millones del fondo de capital del Instituto Nacional de Seguros (INS) a las arcas del estado para la atención de la emergencia provocada por el COVID-19; sin embargo, la sesión quedó cancelada ante la falta de acuerdos de los diputados en el tema.

El presidente del Congreso, Carlos Ricardo Benavides, explicó que sin ese consenso en ese y el proyecto para la fijación de combustibles (también retrasado desde el miércoles) no tenía sentido que se realizará la tercera de las sesiones presenciales previstas para esta semana.

Ambos proyectos, convocados con carácter de urgencia por el Poder Ejecutivo, están destinados a brindar recursos al Plan Proteger, que ayudará a los trabajadores afectados por la pandemia.

El problema es que, aunque el INS ya fue claro en que puede trasladar esos fondos al Ministerio de Hacienda tan pronto como el Gobierno así se lo solicite, los diputados guardan reservas sobre la capacidad real de la institución de recuperarse de ese traslado.

“A nosotros nos parece súper curioso que hace unos meses el INS nos dijera que no tenía plata para nada y ahora resulta que en cuestión de meses tienen para ese traslado y además para recapitalizar.

“Es cierto, con tanta gente en sus casas los riesgos por accidentes han bajado, pero hay otros que podrían presentarse, por ejemplo ahora los seguros de desempleo y otras emergencias o catástrofes que golpeen al país. El país no está en condiciones de aguantar la quiebra del INS, si don Elián (Villegas, presidente ejecutivo del INS) y su equipo no quieren ser responsables pues nosotros sí vamos a serlo”, aseguró tajante la jefa de fracción del PUSC, María Inés Solís.

La legisladora explicó que la propuesta de los opositores de la propuesta es que el proyecto vuelva a incluir un transitorio en el que se detalle cómo será esa recapitalización de los fondos trasladados a Hacienda.

“El transitorio ya existía y fue que se retiró, pero lo que queremos es tener esa seguridad, incluirlo y que así si disminuya el riesgo que la misma Sugese señaló. El INS de la noche a la mañana ahora resulta que le sobra un montón de plata y ese traslado me preocupa montones, no podemos tomar decisiones solo al calor del momento”, dijo la diputada.

Mientras tanto Nielsen Pérez, jefa de fracción del PAC, ha defendido junto a su bancada que ese transitorio no es necesario.

“El INS ha dicho que en dos años de acuerdo a su modelo de negocio estaría recuperando este dinero, es una empresa muy solvente y estos recursos no le significan una afectación a su patrimonio, entonces por lo menos desde la fracción hemos planteado que ese transitorio no es necesario, pero bueno, estamos a la espera de una propuesta de redacción de ese transitorio para seguir avanzando”, dijo la oficialista.

La intención de los jefes de fracción es que con la adición de ese transitorio y el acuerdo al que parece llegar el proyecto de fijación de combustibles, ambos sean discutidos el próximo lunes en la sesión del Plenario.