Última Hora

Las peleas de la World Wrestling Entertainment (WWE), la principal organizadora de espectáculos de lucha libre, volvieron a ser retransmitidas en vivo este lunes después de que obtuvieran el estatus de "servicio esencial" en el estado de Florida.

A pesar de que prácticamente todas las ligas y competencias deportivas están suspendidas en Estados Unidos y el resto del mundo por la pandemia de COVID-19, la WWE obtuvo luz verde de las autoridades de Florida para organizar y emitir nuevas peleas siempre que no cuenten con la presencia de espectadores.

Florida, gobernada por el republicano Ron DeSantis, decidió agregar este tipo de espectáculos dentro de su lista de servicios públicos esenciales, junto a hospitales, bomberos, bancos, tiendas de alimentación o trabajadores de salud mental.

Según un memorándum difundido el viernes, los servicios esenciales en Florida permiten la actividad de "empleados de deportes profesionales y producción de medios con una audiencia nacional" siempre que la producción esté cerrada al público en general.

El lunes, la WWE retomó sus emisiones en vivo, paradas en las últimas semanas por la pandemia, con un episodio de su serie semanal "Raw" grabado en sus instalaciones en Orlando (Florida). 

"La WWE y sus superestrellas reúnen a las familias y ofrecen un sentido de esperanza, determinación y perseverancia", dijo la compañía en un comunicado, agregando que tomarán "precauciones adicionales" para proteger la salud y la seguridad de los participantes y el personal.  

El gobierno de Florida decidió ampliar sus servicios esenciales a este tipo de producciones porque es "crítico para la economía del estado", según dijeron a CNN funcionarios no identificados.

La decisión de Florida podría atraer al estado a otras competencias que ahora están paradas. Antes de la orden del gobernador, se reportó que las Grandes Ligas de béisbol estaban considerando un plan para jugar todos los partidos de su temporada regular en instalaciones de Florida y Arizona.

De su lado la competición de artes marciales mixtas UFC (Ultimate Fighting Championship), que ha estado tratando en vano de encontrar un lugar donde se le permita organizar sus peleas, posee una instalación para eventos en Florida.

El jefe de UFC, Dana White, tuvo que renunciar a organizar su evento UFC 249, programado para el 18 de abril en un lugar no revelado, a petición de la cadena de televisión ESPN.