Última Hora

París, bajo la égida de Emmanuel Macron, y Los Ángeles, candidatas a la organización de los Juegos de 2024, se examinan el martes ante los miembros del COI, que deben aprobar una doble votación que garantizará a la ciudad descartada para 2024 la cita de 2018.

"Cuando se cuenta con dos candidaturas tan sólidas, el doble voto se antoja la mejor solución", explicaba el lunes un miembro del COI adherido a la misma idea del presidente Thomas Bach.

El patrón alemán del movimiento olímpico apoya desde marzo una atribución conjunta en Lima el mes de septiembre para los Juegos de 2024 y 2028.

El objetivo: conservar "dos excelentes candidaturas" que, en caso de fracaso en la carrera de 2024, podrían haber tenido que renunciar para más adelante.

La ciudad que no albergue la cita de 2024 al menos se garantizará la edición de 2028.

Pero por el momento lo único seguro es que París y Los Ángeles sólo compiten para 2024, y en base ello han preparado sus respectivas presentaciones.

París para los Juegos del centenario

Si París sigue centrado en 2024, en los que serían los Juegos del centenario (de los organizados en 2024 por la capital francesa), el patrón de la candidatura estadounidense Casey Wasserman, pareció hace un mes abrir la puerta por primera vez para una candidatura de Los Ángeles para 2028: "Hablando claramente, la candidatura de Los Ángeles 2024 nunca ha sido exclusivamente sobre Los Ángeles y para 2024", explicó.

"Queremos convencer a los miembros del COI de que París es la ciudad ideal para albergar los Juegos. Estamos muy confiados", explicó la alcaldesa de París, Anna Hidalgo, el lunes ante la prensa internacional.

Siempre recordando la edil parisina que la candidatura de París "es para 2024". "Nosotros tsegún los observadores París parece contar con una ligera ventaja para adjudicarse los Juegos de 2024,rabajamos muy bien con Eric Garcetti (alcalde demócrata de Los Ángeles) y sin duda podemos lograr algo en lo que haya tres ganadores", a saber, París, Los Ángeles y el COI, según Hidalgo.

Aunque  el orden de atribución, negociado entre bastidores, no se daría a conocer hasta septiembre. "Estaríamos encantados de otra ciudad esté encantada con los Juegos-2028", revela un miembro de la candidatura parisina.

En ese juego de mostrar los puntos fuertes y esconder los débiles, un portavoz de Los Ángeles habló a periodistas de la opción de 2028 como de un "mejor negocio". 

Es probable que el COI aumente para 2028 la cantidad que garantiza a cada ciudad organizadora. Para 2024, la cifra se eleva a 1.500 millones de dólares. Para 2028 podría aumentar entre 100 a 200 millones de dólares, al ritmo de la revalorización de los contratos de televisión y de marketing.

El efecto Macron

Luego de una recepción formal de las dos delegaciones el lunes por la noche en el museo olímpico y una cena posterior, a la que Bach invitó al presidente galo Emmanuel Macron, las dos ciudades tendrán derecho el martes por la mañana a 45 minutos de presentación ante el centenar de miembros del COI.

Antes de la última presentación el 13 de septiembre, día de la votación en Lima, el equipo parisino se ha esmerado en la preparación del examen de Lausana. "Seis personas trabajan desde hace varias semanas en esta presentación, que constará de 10 minutos de video", explica un portavoz.

Con vistas a pulir los detalles de la presentación, la delegación parisina pasó dos días en Clairefontaine, enclave donde la selección francesa de fútbol prepara sus presentaciones.

Aunque París mantiene en secreto el orden y el nombre de sus oradores, parece seguro que el presidente Macron tomará la palabra.

La doble votación en Lima debe en primer lugar ser aprobada el martes por los miembros de COI, reunidos en sesión extraordinaria, aunque la votación parece un mero formalismo.

París podrá entonces exhalar un suspiro de alivio, después de sus tres fracasos precedentes, el último de ellos en 2005 en Singapur, cuando Londres se llevó los Juegos de 2012.