Última Hora

La costarricense Gabriela Traña finalizó el Maratón de Doha en el Mundial de Atletismo. Lo hizo en el último lugar (40) en una competencia catalogada como "inhumana" por las propias competidoras.

En la línea de salida arrancaron 68 corredoras, pero solo 40 consiguieron cruzar la meta bajo el intenso calor de los 30 grados y casi un 80% de humedad.

Después de casi 8 horas de finalizada la competencia, Traña pudo conversar con Olman Mora, encargado de prensa del Comité Olímpico Nacional, tras superar un cuadro de vómito y luego de perder 4 kilos.

A continuación sus declaraciones:

"Fue un maratón con condiciones tan atípicas y que aunque se nos había indicado que iba a haber una alta temperatura nunca se nos dijo que iba a haber este grado de humedad".

"Los mismos habitantes de Catar nos mencionan que la temperatura es alta pero que la humedad que hay en este mes no es la usual que por lo general hay a la medianoche que por lo general es de 20 o 30% y esa fue la información que teníamos".

"Desde que arranca la competencia el clima se siente súper pesado, ya lo habíamos sentido en las sesiones de entrenamiento y sabíamos por eso que el reto acá era terminar".

"Hasta que uno no está corriendo no siente todo, las tres primeras vueltas me sentí relativamente bien dentro de lo que cabe , pero las tres últimas vueltas fueron algo tremendo, era como estar corriendo en un sauna, la sensación de fatiga es casi insoportable".

"Durante muchos momentos realmente sentía que tenía que caminar pero uno baja el ritmo más o trata de caminar me daba miedo de sentirme peor y tener que salirme, nunca caminé durante ls prueba aunque el ritmo fue pésimo, traté en todo momento de seguir una carrera continua, no sabía a qué ritmo iba, corrí sin reloj precisamente para no ir pensando en ese elemento que normalmente viene a sofocar todavía más".

"Me hidraté en todos los puestos sin excederme para no vomitar durante la competencia, la última vuelta solo Dios sabe como la di, era mi maratón 25, estaba en un campeonato mundial, veía como a lo largo de la ruta se retiraban atletas, las subían a la camilla, algunas prácticamente convulsionando".

"Esto es muy lamentable y como mencionan algunas atletas no son las condiciones para un maratón, uno como atleta se esfuerza mucho para dar un buen espectáculo pero son elementos que hay que considerar. Quizás cuando en el país que corresponde el campeonato mundial que se den estas condiciones sería importante considerar media maratón que es una prueba oficial y que creo yo que perfectamente se podría adaptar".

"A las pruebas de ruta hay que buscarles un pan b, porque en estas condiciones es un poco inhumano en realidad, estoy satisfecha por haber cruzado la línea de meta".