Última Hora

Costa Rica registró, la madrugada de este lunes, la muerte número 31 asociada al COVID-19. 

Se trata de un hombre de 43 años, costarricense, vecino de la provincia de San José. 

El deceso ocurrió en el Hospital San Juan de Dios, donde se encontraba internado. Ingresó a la Unidad de Cuidados Intensivos el miércoles anterior (el 8 de julio), ese mismo día fue diagnosticado con la enfermedad.

"El fallecido padecía de asma bronquial y obesidad, factores de riesgo asociados a COVID-19", confirmó el Ministerio de Salud en un comunicado de prensa.

La muerte de este paciente se suma a los 30 fallecimientos registrados anteriormente: 12 mujeres y 18 hombres con edades entre los 26 y los 92 años.