Última Hora

Los vecinos de Tacares de Grecia están molestos porque el AyA envió a la Fuerza Pública para contener la protesta que mantienen contra un proyecto que llevará más agua a Atenas.

La lucha que empezaron los vecinos desde el 2012, abrió un nuevo capítulo este jueves.

Los habitantes se oponen a un proyecto del AyA que ya está en marcha y que ampliará la capacidad de llevar agua desde ese cantón hasta Atenas.

Sin embargo, los pobladores afirman que la institución llevará más agua de la que se comprometieron.

La molestia vecinal aumentó este jueves cuando un grupo de 50 oficiales de la Fuerza Pública, llegó hasta el acueducto Los Chorros para contener a los vecinos.

En el AyA aseguran que no existe ningún fundamento para que los vecinos afirmen que talaran árboles en el sitio o que tomarán más agua de la necesaria.

Desde hace cinco años los pobladores de Tacares y comunidades aledañas se oponen al proyecto del AyA.

El instituto lleva avanzada la construcción de la bomba que impulsará el agua de Los Chorros hasta una tubería que llega a Sabana Larga de Atenas, para un recorrido de 25 kilómetros.

Los vecinos aseguran que mantendrán su protesta en los chorros pese a la presencia policial.