Última Hora

Tres de cada 10 costarricenses dicen tener poca o ninguna capacidad de reconocer una noticia falsa, según la última encuesta del Centro de Investigaciones y Estudios Políticos (CIEP).

En este tiempo de pandemia, las “fake news” han traído temor, confusión y han puesto en peligro la vida de las personas.

Todos hemos recibido algún mensaje con curas milagrosas contra el COVID-19, teorías de conspiración o bien supuestos “expertos” que dan toda clase de opiniones de la enfermedad.

Naciones Unidas califica la desinformación como un fenómeno que está poniendo en riesgo vidas.

Personas con síntomas de coronavirus toman remedios -no comprobados- con la esperanza de "curarse" a sí mismos. En otros casos, la desinformación juega con el miedo e inducen a tomar malas decisiones.

Las noticias falsas están ligadas a los temas del momento. Por ejemplo, ahora son las vacunas.

Por otro lado, una de cada cinco personas indica haber compartido o distribuido este tipo de información por WhatsApp.

Este contenido circula en chats familiares, de amigos, compañeros de trabajo o alguien se la puede enviar directamente. El problema es que ofrecen titulares e informaciones tan pero tan atractivos que parece imposible resistirse a la tentación de reenviar. 

Observe todos los detalles en el video adjunto.