Conforme pasan los días de aislamiento muchos ya perciben una realidad: el aumento de peso.

Varios factores se combinan, pasar muchas sentado o acostado, no respetar los tiempos de comida o comer demás y la poca o nula actividad física.

Adicionalmente está la ansiedad y su efecto directo con la alimentación.

Todo esto mezclado puede dejarle entre 2 y 5 kilos demás en esta cuarentena.

Por eso es necesario que usted tome medidas para cuidar su salud.

Recuerde que el sobrepeso hace que una persona sea considerada como paciente de alto riesgo en caso de contraer el COVID-19.

No descuidar la alimentación es parte de la responsabilidad que tenemos en la lucha contra el coronavirus.

En la medida que usted se cuide y cuide a los suyos se protege y podría evitar complicaciones en caso de contraer el virus.