El caso más reciente lo dio a conocer este viernes el Ministerio de Justicia y Paz.

Se trata de un oficial penitenciario del CAI Jorge Arturo Montero La Reforma, en San Rafael de Alajuela

El oficial ya se encontraba aislado junto a 28 compañeros más, tras comprobarse de que estuvieron cerca de un privado de libertad que dio positivo.

El oficial estaba en su casa en aislamiento y empezó a presentar síntomas.

Con este nuevo caso ya suman 11 pacientes COVID-19 en centros penales. De estos 5 son población penitenciaria y 6 privados de libertad.

Actualmente el Ministerio de Justicia y Paz valora investigar a 14 policías penitenciarios que habrían irrespetado la orden sanitaria de aislamiento emitida por el Ministerio de Salud.

Los 14 oficiales penitenciarios son del centro penal CAI Carlos Luis Fallas en Pococí.

Los funcionarios fueron enviados a sus casas para que se mantuvieran en aislamiento por prevención ante la posibilidad de más casos de COVID-19 en el centro penal donde laboran.

Sin embargo, los oficiales por cuenta propia decidieron salir de sus casas y trasladarse al hospital de Guápiles para solicitar que se les realizara la prueba COVID-19.