Última Hora

El Servicio Nacional de Salud Animal (SENASA) atiende el primer brote de rabia paralítica bovina que se presenta este año.

El caso se dio en una finca situada en el cantón de Coto Brus y en donde murió un bovino.

Senasa ejecutó una cuarentena en la finca afectada y estableció medidas sanitarias, como prohibir la movilización de animales por 27 días.

La rabia es una enfermedad que afecta al sistema nervioso central de los animales y provoca descoordinación, dificultad para caminar, salivación y, por último, la muerte.

En el 2019 murieron 18 animales por rabia paralítica bovina en todo el país.