Última Hora

El Ministerio de Salud cambió de posición y ahora sí certificará las vacunas contra COVID-19 aplicadas fuera de Costa Rica. 

Así lo confirmó el ministro de Salud, Daniel Salas, tras la polémica generada por el primer anuncio. Eso sí, se establecieron requisitos para garantizar el control del proceso.

"Se habilita la posibilidad de realizar una declaración jurada de la o las vacunas recibidas en el extranjero con el fin de que esa información sea incluida en la certificación que emite el Ministerio de Salud", dijo el jerarca.

"Siempre presentando el carné de vacunación. Se puede hacer con firma digital, en caso de que no tenga firma digital, debe aportar otros documentos como la copia de la cédula, del pasaporte, se está definiendo", agregó. 

Cuando el interesado presenta los documentos, la decisión queda en manos de las autoridades, quienes aplicarán un control cruzado de la información aportada. 

"Al final, esto también está sujeto a verificación posterior con la Dirección General de Migración y Extranjería para darnos por satisfechos de que la persona verdaderamente salió e ingresó al país durante las fechas que sabemos, durante este año, ha estado activa la vacunación contra COVID-19", explicó el ministro Salas.

La nueva versión del manual será publicada el jueves, es decir, esta misma semana entrarán en vigencia las modificaciones.

Por solicitud del jerarca de Salud, además, se descartó que el trámite de certificación sea exclusivo para esquemas de vacunación completos. 

Ahora, se podrá pedir el documento oficial solo para la primera dosis. Esa decisión favorece, por ejemplo, a las personas que deban aplicarse la segunda vacuna fuera del país.

"En caso de faltar a la verdad, como toda declaración jurada, será presentada la denuncia correspondiente al Ministerio Público. Esperemos que esto no sea necesario", advirtió Daniel Salas.