Última Hora

Una campaña, llamada “Salud a un menor precio” busca que los médicos prescriban los medicamentos con el nombre genérico y no solo con el nombre de una casa farmacéutica en específico, esto con el objetivo de que el acceso a la salud se vuelva "menos oneroso" para los ciudadanos costarricenses.

Este planteamiento fue presentado, este martes, por Álvaro Salas, expresidente de la Caja Costarricense de Seguro Social, Albin Chaves, exdirector de famacoepidemiología de la CCSS, Édgar Gutiérrez, exministro de Ambiente y Energía, y Elliot Coen, empresario y mercadólogo.

La idea es que el paciente pueda ir a una farmacia y presentar su receta con el nombre genérico del medicamento. Seguidamente, el farmacéutico procedería a ofrecerle todas las marcas disponibles con sus distintos precios, para que la persona pueda escoger el que mejor se apegue a su presupuesto.

Chaves explicó que el nombre genérico de los medicamentos hace referencia al principio activo, que es lo que realmente va a actuar sobre la patología del paciente.

Indicó que se trata del nombre que se divulga en los medios científicos y académicos, así como la denominación que recomiendan la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) para favorecer el uso racional de los medicamentos.

Otra postura

El Colegio de Médicos y Cirujanos de Costa Rica también emitió un comunicado, este martes, para expresar su inconformidad con que los médicos tengan que prescribir solo con el nombre genérico.

“Los profesionales médicos, en procura de salvaguardar un bien fundamental como lo es el derecho a la salud del paciente, el cual está sobrepuesto a la determinación de prescribir los medicamentos por su principio activo, no deben tener limitación alguna, aparte de su conocimiento profesional, al consignar de la forma en que lo consideren oportuno, y en pro de la salud del paciente, el nombre del medicamento recetado”, afirmó el doctor Mauricio Guardia, presidente del Colegio de Médicos.

De hecho, el Reglamento para la Prescripción y Dispensación de Medicamentos de Conformidad con su Denominación Común Internacional (DCI) para el mercado privado costarricense, estaría indicando la obligatoriedad de recetar medicamentos por principio activo, hecho que para el Colegio de Médicos violenta el derecho del profesional a la libre prescripción.

Sin embargo, Chaves explicó que no existe ninguna diferencia en seguridad o efectividad entre un medicamento con el mismo principio activo que otro, basándose en la casa farmacéutica que lo produzca, ya que todos tuvieron que pasar por revisiones de la Farmacopea.

“La prescripción por nombre genérico en nada limita los derechos de prescripción de los profesionales, el médico vuelve a sus principios, a lo que aprendió en la universidad”, comentó Chaves.  

Al paciente tener mayores posibilidades de escoger el fármaco que se ajusta a su presupuesto, esto puede generar competencia, que al final incidirá en los precios del mercado, agregó.

Por su parte, Salas enfatizó en que desde que se ingresa a la escuela de Medicina, se les enseña a los médicos a prescribir con el nombre de la molécula que cura, o sea por el nombre genérico.

Comentó que con solo comenzar a prescribir con el nombre genérico se podrían dar pasos en la línea correcta para bajar el precio de los medicamentos.

“Me resulta insultante tener que pagar por los medicamentos hasta 35% más que en los países vecinos”, afirmó el médico y exjerarca de la CCSS.

Hizo un llamado a que todas las federaciones y organizaciones de pacientes, así como todos los costarricenses, se unan para lograr el objetivo de una disminución del precio de los medicamentos.

Elliot Coen comentó que Costa Rica tiene los precios más altos de todo Centroamérica y abaratar los costos reducirá esta carga, sobre todo para las personas más vulnerables.

“Nos están obligando a comprar un Rolls Royce cuando lo que necesitamos es un tiquete de autobús para trasladarnos”, afirmó.

Esta iniciativa también está respaldada por figuras como Gloria Bejarano, ex primera dama de la República y exdiputada, Guillermo Zúñiga, economista, exministro y exdiputado, Nora Chaves, expresidenta del Colegio de Odontólogos, y Eugenio Herrero, politólogo.