Última Hora

El ministro de la Presidencia, Marcelo Prieto, volvió este domingo a colocarse en el centro de la polémica por sus declaraciones en el programa de Teletica, Estado Nacional.

Ahí, el jerarca defendió la caída que el Gobierno y el presidente Carlos Alvarado sufrieron en la última encuesta del Centro de Investigación y Estudios Políticos de la UCR (CIEP), que reflejó un nuevo desplome en la confianza y percepción que el país tiene del mandatario y su gestión.

La periodista Lilliana Carranza le consultó al ministro si creía que el Gobierno tenía un problema de comunicación y si era algo que valoraban mejorar.

“Yo no lo siento así, yo siento que hay un cierto autismo en algunos sectores del país, pero bueno, sin duda hay que mejorar en todo, y hacer un esfuerzo por comunicar mejor lo que se está haciendo y se está pensando, pero creo que no es un problema de comunicación”, dijo.

Fue su última intervención en el programa de una hora, sin embargo, suficiente para generar una enorme ola de críticas y el reproche generalizado que lo obligarían, horas después, a disculparse públicamente.

Esa disculpa no satisfizo a representantes de la comunidad autista en Costa Rica, que lamentaron y condenaron las palabras de Prieto y el daño que estas provocan a su lucha.

Pero, ¿por qué es ofensiva su referencia?

Los trastornos del espectro autista (TEA) son una discapacidad del desarrollo de las personas que, contrario a otras condiciones, no se traslada al plano físico.

Esto quiere decir que la persona autista no se distingue de otras a simple vista y es ahí donde, precisamente, radica una de sus principales luchas: la de la conciencia y sensibilización.

"Los estudios afirman que una de cada 58 personas en el mundo tiene autismo y cada 20 segundos se diagnostica un caso nuevo, pero aún así no hemos tenido los recursos ni el apoyo para crear esa consciencia, porque como son personas 'físicamente perfectas', no se les apoya, la gente cree que eso no es nada", cuestionó Maribel Madrigal, presidenta de la asociación Autismo Costa Rica.

"Ese comentario de ese señor lo que hace es derribar nuestro trabajo de años y años, alimentar mitos inexistentes porque la forma peyorativa de utilizar el término es como si ellos (los autistas) vivieran en otro mundo, como que solo les importara ellos y nadie más o no comunicaran nada, y definitivamente eso no es así", criticó.

Madrigal cuestionó que ese grado de desinformación persista incluso entre una figura tan importante del Gobierno, pero aseguró que eso no hace más que reflejar la poca inclusión que esta condición todavía sufre en el mundo.

"Hay mucha desinformación. Nosotros entenderíamos eso de la plebe, pero de altos funcionarios del Gobierno para utilizarlo como que Costa Rica no entiende, que es solo él, por su ego, es alejado de la realidad.

"El autismo no es una enfermedad, sino una condición y como condición perdura para toda la vida, cuando se acepte esa diversidad todo mejorará, pero la inclusión en el autismo está muy lejana", finalizó.

"Al señor Ministro le decimos: El Trastorno del Espectro autista (TEA) es una condición neurológica con la que se vive de por vida, estas personas y sus familias luchan cada día por tener un lugar en la sociedad, en pedir ser respetadas, incluidas, comprendidas...esa también es una tarea de los gobiernos, del suyo también, eso si realmente queremos un mejor país", afirmó también el grupo BarrileTEA.

Renuncia

Esta tarde la diputada de Nueva República, Carmen Chan, envió un comunicado de prensa donde solicitó al ministro su renuncia y aseguró que el país debería tener "cero tolerancia a ministros tan ignorantes"

"Costa Rica debe tener cero tolerancia a ministros tan ignorantes, que con sus palabras refuerzan ideas erróneas sobre las personas con autismo, vulneran el derecho de estas a un trato digno y a su inclusión real en la sociedad.

"Ante su falta de capacidad para el diálogo, el consenso y la coordinación efectiva con todas las fracciones políticas, el ministro de la Presidencia debería renunciar. El país no está para que sigan improvisando en Casa Presidencial", aseguró.

Esta no es la primera vez que Prieto está en el centro de la polémica.

A inicios de su gestión aseguró que las calificadoras de riesgo "no le iban a dar de comer a nadie".

Pocos días después, en una conferencia de prensa, calificó la muerte del estadounidense George Floyd como una "circunstancia policial mínima", pese a la enorme repercusión que su muerte a manos de un policía tuvo en el mundo entero.

Por esta última, igual que hoy, Prieto emitió una disculpa y luego se alejó del foco público durante semanas.