Última Hora

La Policía de Fronteras realizó el primer decomiso de ketamina en lo que va del año.

El hecho ocurrió la mañana del jueves durante un control de carreteras efectuado por en el cruce de Santa Cecilia de La Cruz, Guanacaste, frontera norte.

En ese lugar los oficiales fronterizos interceptaron un vehículo conducido por un costarricense quien, al momento de iniciarse la intervención policial se le notó una actitud nerviosa, máxime cuando los policías descubrieron un saco en la parte trasera del auto, según informó la oficina de prensa del Ministerio de Seguridad Pública.

Tras inspeccionar su contenido, los oficiales fronterizos encontraron varios frascos del fármaco denominado ketamina.

Además, en la parte del conductor también llevaba varias unidades más, para un total de 100 frascos de 50 mililitros cada uno con la leyenda Katonal 100.

Tras solicitar la dirección funcional de la Fiscalía de Liberia, esta instancia judicial ordenó el decomiso del cargamento y detener al conductor, quien fue puesto a la orden de la citada fiscalía.

Según se presume, los frascos del citado fármaco fueron introducidos ilegalmente desde Nicaragua violentando la legislación en materia sanitaria y tributaria.

Durante el 2020 la Policía de Fronteras realizó una incautación de 225 frascos de ketamina de 100 mililitros cada uno también en el cantón de La Cruz, frontera norte.

Este fármaco es de uso veterinario, pero en nuestro país es utilizado por narcotraficantes que lo comercializan como cualquier otra droga y, según lo declarado por el comisionado Allan Obando, director de la Policía de Fronteras, en algunos bares vierten este producto en las bebidas de mujeres con el fin de cometer delitos sexuales contra ellas, pues se trata de un poderoso sedante.

 En años anteriores la Policía de Control de Drogas (PCD) ha efectuado la desarticulación de organizaciones criminales dedicadas al tráfico y expendio de ketamina y otras drogas.