Última Hora

Las obras de restauración del templo de San Blas de Nicoya alcanzaron ya  el 50%

Este templo que es patrimonio histórico-arquitectónico, fue dañado severamente por el terremoto de Sámara en el año 2012.

Actualmente, las labores se concentran en parte del altar, el presbiterio y la sacristía.

Se aplica un novedoso sistema de origen japonés basado en fibras de carbono, que aportan capacidad de tensión y flexión a las paredes para evitar el derrumbe del edificio ante un eventual terremoto.

La inversión de esta fase asciende a 300 millones de colones, que fueron incluidos en el presupuesto de este año del Ministerio de Cultura, dentro de una erogación total de 674 millones.

Los trabajos son responsabilidad del Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural.

El templo estará listo para las celebraciones del 25 de julio.