Última Hora

El mercado laboral podría gozar de cierta estabilidad en este 2021, pero el empleo no regresará a sus niveles prepandemia este año.

Así lo reveló la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep) en su encuesta trimestral “Pulso Empresarial”, que analiza el sentir de 386 empresas de diversos sectores productivos.

91% de estas aseguró que no prevé un aumento de sus planillas este año contra un 7% que afirmó sí lo hará. En el otro extremo, 85% dijo no prever una disminución de su fuerza laboral, mientras 10% aseguró que sí.

“Uno de los resultados más relevantes de la encuesta es que, aunque hay una mejora en el Índice Empresarial de Confianza (IEC) de los empresarios al ubicarse en 4,8 para el primer trimestre de 2021, este sigue por debajo de 5 y esto advierte que hay pesimismo en el sector, pese al incremento en relación con el último resultado del 2020”, indicó José Álvaro Jenkins, presidente de Uccaep.

La mayoría de los empresarios aseguró que este no es un buen momento para realizar inversiones de capital en su empresa, esto sumado a las perspectivas macroeconómicas donde un 55% de los empresarios aseguran que el crecimiento real del PIB podría alcanzar apenas entre un 2% y un 4% este año.

Falta apoyo

La mayoría de las empresas encuestadas también estuvo de acuerdo en que la reducción de trámites, la eficiencia del gasto público y la mejora en el acceso al crédito productivo son las principales deudas del Gobierno y donde menos han sentido el apoyo durante la pandemia del COVID-19.

Un 50% de los empresarios encuestados en esta ocasión consideran que las autoridades del país no están tomando las medidas adecuadas para lograr la reactivación económica, para lo cual también consideran necesario impulsar la flexibilidad laboral, buscar una reforma del Estado y aumentar la inversión en capital humano.

“El sector productivo insiste en que la “tramitomanía” en el sector público, el elevado costo del financiamiento y la situación fiscal del país son los mayores obstáculos que tiene Costa Rica para crecer, situación que no cambió en el 2020 y que más bien se vio agravada por los efectos de la pandemia”, dijo Uccaep.