Última Hora

El Ministerio de Educación no ha terminado de recibir reportes, pero ya tiene noticia de 773 comedores que tienen sus puertas cerradas debido a la huelga.

Eso se traduce en pérdidas millonarias.

En todo el país 4.571 comedores escolares. Si todos ellos cerraran, las pérdidas podrían alcanzar los 200 millones por día.

Pero no solo eso, en escuelas como la Ramón Bedoya en Puriscal, reportan alimentos en mal estado.

Más allá de la parte económica, la principal preocupación del Ministerio de Educación Pública es que los alimentos que sirven aquí son la única comida que hacen muchos niños y jóvenes.

De ahí el llamado para que el personal se reincorpore a sus labores lo antes posible.