Última Hora

Un joven de 20 años, amante del dibujo y los cómics está perdiendo la vista debido a una enfermedad que no tiene cura.

Sin embargo, un tratamiento podría retardar el avance del padecimiento.

Stiff Monge padece retinosis pigmentaría, una enfermedad ocular en que provoca un daño a la retina.

Tras el diagnóstico, Steve y su madre han buscado opciones.

En la Caja de Seguro Social las posibilidades de atención se vieron truncada debido a la pandemia.

Con gran esfuerzo, está familia logró acudir a una consulta privada donde recibieron una noticia esperanzadora.

Se trata de un tratamiento que puede ralentizar la enfermedad, pero necesita una prueba que la hacen en Estados Unidos.

La familia necesita costear el trámite de la visa, tiquetes aéreos, estadía y el tratamiento, por eso apelan a su solidaridad para lograrlo.

Para colaborar con esta familia usted puede llamar al 8580-8507

También puede hacer un sinpe móvil al número 8717-6805.