Última Hora

El uruguayo defensor del Club Sport Cartaginés, Joaquín Aguirre, terminó contrato con el equipo brumoso y a pesar que la dirigencia mostró interés en renovarle al zaguero, la situación se ha complicado en las últimas horas. 

La única forma para que Aguirre firme un nuevo contrato es que alguno de los otros tres extranjeros del club se marche. 

Se trata de Marcel Hernández, la figura del equipo y que termina contrato hasta el 2020, el delantero Jonathan Hansen vinculado al club hasta diciembre y el argentino Francesco Celeste, quien tiene contrato hasta que finalice el Apertura 2020. 

Este último, es el que menos ha jugado y desde hace una semana la dirigencia del Cartaginés está negociando su salida. De este hecho depende el futuro de Aguirre en el Fello Meza. 

Celeste pide el pago total de su contrato si se llegara a cancelar, mientras que el presidente del club, Leonardo Vargas, sigue negociando para bajar el rubro y poder incorporar a Joaquín.

El uruguayo ha despreciado varias ofertas en el medio local esperando la respuesta del Cartaginés.

La determinación final se dará a conocer en las próximas horas.