Última Hora

Si bien en años recientes el Hospital Nacional de Niños no recibe pequeños quemados por un farol, la institución renueva el llamado para evitar el uso de candelas en ellos.

Las autoridades del hospital renuevan el llamado para que, a raíz de las fiestas patrias, ningún niño resulte quemado.

Se insiste en el uso de luces lead y no candelas a la hora de confeccionar este elemento tan propio de las celebraciones del 15 de setiembre.

A julio de este año 163 menores llegaron al hospital de niños con una quemadura, 16 de ellos por fuego.

Es por tal razón que la institución busca que otros pequeños sigan el ejemplo de Sebastián Zúñiga, alumno de quinto año de la escuela María Auxiliadora que hizo su farol sin depender de una fuente de luz como una candela.

El año anterior el hospital Nacional de Niños recibió a 362 pequeños quemados, más de un caso por día.

38 de los casos fueron por quemadura con fuego y en su gran mayoría por líquidos.