Última Hora

Los cuatro helicópteros que envió Estados Unidos a nuestro país están operables después de varios meses de haber llegado a suelo nacional y de diversos problemas para armarlos.

Estos helicópteros llegaron para reforzar la seguridad de nuestro país.

Se pretendía que cumplieran un roll muy destacado mediante patrullajes, sin embargo, desde que están en suelo costarricense se presentaron diversas dificultades para su uso.

En un principio solo se logró armar uno, pero ahora hay buenas noticias.

De acuerdo al director del Servicio de Vigilancia Aérea, Juan Luis Vargas Castillo, las cuatro aeronaves ya están operables.

Los helicópteros estarán durante un periodo de dos años bajo la supervisión de autoridades estadounidenses, posteriormente se realizará una evaluación para definir si se quedan definitivamente en el país.