Última Hora

Si usted es padre o madre de un menor entre los 12 y 14 años se encuentra en un buen momento para estrechar lazos con su hijo y ayudarle a evitar que caiga en el consumo de drogas.

Según el Instituto de Alcoholismo y Farmacodependencia (IAFA), los hijos que mantienen una buena relación con sus padres son cinco veces menos propensos a usar estimulantes.

Un pequeño momento al día que le dedique a su hijo puede hacer la diferencia.

En nuestro país las cifras de consumo de drogas entre los estudiantes son alarmantes.

Por ejemplo el licor, la marihuana y el tabaco se ubican en el primer lugar de consumo entre adolescentes.

Muchos jóvenes afectados por el consumo provienen de familias desintegradas, sin embargo, una buena cantidad proviene de un hogar sin mayores problemas.

El IAFA inició una campaña para padres llamada "Siempre es un Buen Momento" que incentiva las buenas relaciones entre padres e hijos.