Última Hora

Varios expertos recomiendan empezar a hacer testeos masivos con autopruebas para detectar el COVID-19 en Costa Rica ante la nueva ola de contagios provocados por la variante Ómicron.

Tomás de Camino, profesional en modelos epidemiológicos, y Ronald Evans, epidemiólogo de la Universidad Hispanoamericana, coinciden en que esto ayudaría a detectar los casos de manera más ágil y rápida. 

Estas pruebas, ya autorizadas por el Ministerio de Salud para su importación y uso en el país, permiten a las personas hacerse la prueba en casa, arrojando un resultado en pocos minutos. 

La propuesta, que ya se aplica en otros países, consiste en realizar este tipo de pruebas a toda la población, tanto enfermos como asintomáticos, para tener un cribado más efectivo que mida la presencia del virus con mayor efectividad para así contener los contagios. 

"Eso permitiría que si alguna persona tiene alguna sospecha porque estuvo en contacto con alguien que si lo tuvo se pueda hacer una prueba y si determina que está positivo se podrá quedar en casa", explicó Camino. 

Según la información que aportan ambos expertos, actualmente Costa Rica hace un máximo de 8.000 pruebas diarias, un número que, comparado con lo recomendado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) podría considerarse como extremadamente bajo.

El estudio más reciente de la Universidad Hispanoamericana indica que, hasta la semana pasada, 1 de cada 4 pruebas PCR estaban saliendo positivas. Un índice que es bastante elevado, según Evans. 

Este tamizaje fue aprobado por Salud el 24 de diciembre.


"Todas las personas que puedan hacerse esa prueba rápida, que se la hagan. Si da positivo, acudir a las autoridades con la prueba para que se le ponga la cuarentena, las medidas adecuadas y se busquen los contactos de esta persona", dijo. 

Además, ambos coinciden en que en algún momento estas pruebas deberían ser gratuitas para la población. 

Esto, tomando en cuenta que el Ministerio de Salud aprobó su comercialización, pero de momento aún no aprobado ninguna importación oficial. 

"Todas estas medidas deberían estar al alcance del público", añadió Evans. 

En Costa Rica se determinó que estas deben tener una sensibilidad igual o mayor al 80% (probabilidad de que el resultado de la prueba de una enfermedad sea positivo si realmente tiene la enfermedad) y una especificidad igual o mayor al 95% (probabilidad de que los resultados de una prueba sean negativos si realmente no tiene la enfermedad).

Según Salud, la persona positiva deberá autoaislarse y acudir a un servicio de salud para verificar el resultado con una PCR.

Spotify TeleticaRadio