Última Hora

De los 293 reos que recibió el Ministerio de Justicia en un periodo de 24 horas, entre lunes y martes, solo cuatro dieron positivo por COVID-19.

Los privados de libertad fueron movilizados de las celdas judiciales al CAI San José, conocido popularmente como cárcel de San Sebastián, precisamente para disminuir el hacinamiento en esos espacios.

En el nuevo recinto, fueron sometidos a una prueba diagnóstica, medida para evitar brotes de COVID-19. Los positivos no pueden ubicarse, de momento, con el resto de la población ingresada, eso está dejando algunos espacios sin posibilidad de ser habilitados.

Los positivos deberán de cumplir ahora un aislamiento de 14 días.

Hacinamiento en celdas

Desde hace varias semanas, las celdas judiciales donde permanecían privados de libertad tenían un grave hacinamiento, según denunció el director del Organismo de Investigación Judicial, Wálter Espinoza. Una orden judicial le impedía a Justicia utilizar 300 espacios en el CAI San José.

Una vez autorizado el movimiento, la cartera puso en marcha un operativo que incluyó a policías penitenciarios, funcionarios de salud y agentes judiciales.

“Quedó en evidencia que el Ministerio de Justicia y Paz estaba listo para recibir a las personas que permanecían en celdas judiciales, solo necesitábamos la autorización para hacerlo”, comentó la ministra Fiorella Salazar.

“El país tiene cómo enfrentar la coyuntura temporal que experimenta el sistema carcelario y penitenciario, es cuestión de sacar el mayor provecho a los espacios con los que se cuenta, entendiendo que estamos en una situación única marcada por una pandemia”, agregó.

Justicia registra, desde que inició la emergencia sanitaria en Costa Rica y hasta este miércoles 6 de octubre, un total de 4.785 casos positivos de COVID-19, entre funcionarios y población penitenciaria. De estos, 4.720 se reportan ya como recuperados y 25 fallecieron.

Actualmente, hay 39 casos activos: 26 privados de libertad y 13 funcionarios.

Youtube Teletica