Última Hora

El presidente de la Asamblea Legislativa, Eduardo Cruickshank, invitó a la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep) a instaurarse como un partido político para así dejar de “suplantar las vías institucionales”.

El diputado se sumó a las críticas contra la cámara por el papel de mediador que anunció este jueves con el llamado Movimiento Rescate Nacional, que orquestó las protestas y bloqueos de las últimas semanas y que generó caos y violencia en las calles del país.

“Es inaceptable la posición de Uccaep en el sentido de buscar legitimar las vías de hecho en detrimento de una institucionalidad que está en los albores de cumplir 200 años.

“Yo creo que si la Uccaep lo que pretende es suplantar las vías institucionales debería convertirse en un partido político, participar en las elecciones y buscar esa legitimación”, dijo Cruickshank.

El diputado, uno de los tres presidentes de los supremos poderes de la República, lanzó además una invitación a la Asamblea de Trabajadores del Banco Popular para acercarse a las iniciativas de diálogo del Gobierno y respetar así la vía institucional, pues aseguró que sin la participación del Ejecutivo cualquier negociación “es muy frágil”.

“Yo siempre seré un abanderado de la institucionalidad de este país. Preferiría que los diferentes sectores canalizaran todo a través de las vías legales, de las vías institucionales.

“En este caso se ofreció una vía legitimada, amplia, con un facilitador de primera línea, de prestigio. Yo más le pediría a los señores del Banco Popular que se sumen a la vía institucional oficial, porque una mesa sin el Gobierno es muy frágil, sería un acuerdo entre ciudadanos que podría no ser validad por la parte institucional”, aseguró.

Aluvión de críticas

Este viernes diferentes sectores se pronunciaron en contra de la postura de la Uccaep y su acercamiento a Rescate Nacional.

La Cámara de Comercio de Costa Rica, uno de los 12 sectores que sí acordó participar en la fallida mesa de diálogo del Gobierno, rechazó la posición de la Uccaep y su encuentro con los líderes del movimiento.

“Desde nuestro sector siempre hemos buscado las vías democráticas e institucionales para resolver los problemas país. Lo sucedido anoche es inaudito y reprochable. Un líder de la cúpula empresarial no se sienta a negociar con grupos informales que se han manifestado mediante la violencia, impidiendo la libertad de tránsito y agrediendo a los personeros de la Fuerza Pública.

“Esta decisión NO representa a la Cámara de Comercio y NO representa al sector empresarial porque nosotros NO negociamos los principios democráticos en ningún momento”, dijo su presidente, Julio Castilla.

El Partido Acción Ciudadana solicitó a la cámara rectificar su posición y cuestionó fuertemente su “estatura” para servir como voceros del sector empresarial por su rechazo a participar de la mesa de diálogo del Ejecutivo.

“Los motivos expresados por la UCCAEP para este rechazo resultan inadmisibles, revelan un preocupante desprecio por la institucionalidad democrática y una falta de compromiso con el bien común. Para confirmarlo, horas después la dirigencia de UCCAEP abrió las puertas a los autodenominados representantes del movimiento sedicioso que provocó caos y violencia en todo el país, atentó contra la vida de funcionarios de la Fuerza Pública y afectó la producción nacional a lo largo de casi dos semanas.

“Este grave desacierto, lejos de legitimar al movimiento Rescate Nacional, desautoriza a la dirigencia de UCCAEP y pone en entredicho su estatura para servir como uno de los voceros del sector empresarial”, dijo el partido.

"Legitimar a un grupo antidemocrático es una decisión injustificable. La institucionalidad y la democracia del país nos tomó siglos, el sudor y la sangre de los abuelos. No se tira a la basura haciendo pactos con los sediciosos. Son acuerdos espurios que merecen nuestro repudio", aseguró a su vez el diputado liberacionista Carlos Ricardo Benavides.

La Uccaep, mientras tanto, guarda silencio sobre su decisión.

Este viernes únicamente concedió una entrevista en el Programa Nuestra Voz, donde su presidente, José Álvaro Jenkins, aseguró que lo que "el Gobierno no hizo en dos semanas él lo hizo en cinco horas”, en referencia a la reunión que sostuvo con los dirigentes de Rescate Nacional.

La cámara aseguró que enviaría una posición a los medios en horas de la mañana; sin embargo, a esta hora (12 mediodía) esta no había llegado.