Última Hora

Autoridades de Costa Rica y Nicaragua se reunieron en la zona fronteriza de Peñas Blancas, Departamento de Rivas, y firmaron un Convenio Binacional “para regular la contratación temporal de trabajadores nicaragüenses en el país”.

Este encuentro bilateral tuvo como objetivo principal analizar las acciones que permitan el ingreso temporal, regulado y seguro de trabajadores nicaragüenses a territorio costarricense para participar en actividades agrícolas.

“La mano de obra de Nicaragua se traslada a Costa Rica para laborar en la recolección de cosechas estacionarias. Sin embargo, la pandemia de COVID-19 alteró la circulación de esos flujos, que ahora deberán realizarse bajo los controles, a manera de ‘burbujas’ ordenadas y bajo condiciones óptimas y estrictos protocolos ante el manejo que impone la pandemia”, señaló la Cancillería de Costa Rica mediante un comunicado.

Esta reunión sucede debido a la escasez de mano de obra local para la recolección de cultivos como el café, melón, sandía y yuca, que podría representar pérdidas millonarias para el país.

Ante la falta de mano de obra agrícola, los sectores productivos de Costa Rica anuncian que existe el riesgo de perder la recolección de al menos dos millones de fanegas de café.

Por Costa Rica participaron el ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Solano Quirós, el viceministro para Asuntos Multilaterales, Christian Guillermet, la viceministra de Agricultura y Ganadería, Ana Cristina Quirós, la de Salud, Alejandra Acuña, y el subdirector de Migración, Daguer Hernández.

Además, el encargado de Negocios de Costa Rica en Nicaragua, Óscar Solís, y el Cónsul General, Óscar Camacho.

Con este encuentro, tanto Costa Rica como Nicaragua esperan afinar los mecanismos de control e intercambio de datos para el control de la migración no regular.