Última Hora

Las autoridades del Consejo Nacional de Concesiones (CNC) inspeccionaron la Ruta Nacional 27 tras el derrumbe que interrumpió el paso, el martes por la noche, en el kilómetro 41.

El ingeniero José Manuel Sáenz, Secretario Técnico del Consejo Nacional de Concesiones, explicó que durante la inspección se corroboró que el deslizamiento es menor al que se registró la semana anterior en el kilómetro 38.

“Las condiciones del material no dan apariencia de que sea una situación tan crítica, pero si hay que acostar un poco el talud para que quede lo más sano posible”, dijo Sáenz.

Las autoridades acordaron, junto al concesionario de la vía, iniciar una serie de intervenciones para buscar una solución definitiva a los problemas que presenta la ruta entre los kilómetros 38 y 48. No se descarta que sea necesario expropiar algunas franjas de terreno.

“Vamos a buscarle una solución que probablemente implique expropiar franjas adicionales de terreno para acostar los taludes y hacer un trabajo como Dios manda, pero vamos a estudiar uno por uno los puntos que presentan problemas en el tramo que va del kilómetro 38 al kilómetro 48, donde vamos a identificar los taludes más críticos, los que están en una situación más expuesta para buscarle una solución definitiva”, indicó Sáenz.

El ingeniero añadió que, una vez que la ruta quede habilitada, se mantendrá un monitoreo constante y ante el mínimo indicio de deslizamientos o desmoronamiento se procederá con el cierre del carril o la carretera.