Última Hora

La Cámara Nacional de Turismo (Canatur), mediante un comunicado de prensa, le solicita al Gobierno costarricense eliminar el requisito de contar con un carné para ver ballenas en la zona del Pacífico.

En las últimas horas el Instituto Costarricense de Pesca y Acuicultura (Incopesca) informó, mediante sus redes sociales (Facebook y Twitter), que para el avistamiento de ballenas se debe de contar con un carné el cual tiene un valor de $30.

Según indica Incopesca, desde el año 2005 existe un reglamento con esta medida. 

Esto provocó todo tipo de críticas en múltiples sectores ya que lo consideran como algo inoportuna ante la crisis que vive el país, tanto económica como sanitaria, por la pandemia de COVID-19.

“Canatur consideró un contrasentido a la realidad que enfrenta el turismo del país y la urgente necesidad de reactivarse, la disposición contenida en el Reglamento para la Operación de Actividades Relacionadas con Cetáceos en Costa Rica, que obliga a los turistas y tripulación a adquirir un carné, por el cual deben pagar para poder realizar tours de observación de ballenas”, señala el escrito.

En el mismo, la Cámara solicita “vehemente al Gobierno” que se derogue lo establecido. 

Para Canatur esta medida es incoherente en cuanto a las medidas de reactivación que predica el Gobierno.

“Tenemos una gravísima crisis y tenemos la obligación de simplificar todo lo que sea posible, nos preocupa que en pleno inicio de la temporada de avistamiento de ballenas un requisito de estos condicione la contratación de los servicios de estas personas que pueden significar los únicos ingresos tras varios meses de inactividad”, dijo Rubén Acón, presidente de Canatur.