Última Hora

A pesar de que el Banco Central revisó al alza las proyecciones económicas para el 2020 y el 2021, el tamaño del ajuste fiscal se mantiene.

El Central advirtió que la contracción de la economía será menor a la estimada en julio: en lugar de una caída de 5% del Producto Interno Bruto (PIB) ahora se estima que el año cerrará con una caída de 4,5% del PIB.

Para el 2021, la economía crecería 2,6% del PIB en lugar del 2,3% estimado a mediados de año. Así lo dio a conocer en la revisión del Programa Macroeconómico 2020-2021.

Sin embargo, esta mejoría no cambia el ajuste fiscal que requiere el país. “Son buenas noticias, pero no hace un cambio en las proyecciones fiscales”, aseguró el presidente del Banco Central, Rodrigo Cubero.

El Banco Central espera un déficit fiscal de 9,3% del PIB y que la deuda gubernamental alcance el 70% de la producción para este año; para el 2021 la deuda ya superaría el 78% del PIB.

“El gasto de intereses se mantiene con un crecimiento continuo. Para el 2021 representaría el 5,4% del PIB, estamos hablando de más de un tercio de los ingresos tributarios destinados a este fin”, detalló el jerarca sobre las presiones fiscales.

Cubero recalcó, además, que la necesidad de financiamiento del Gobierno subiría del 14,1% del PIB estimado para este año hasta un 15,1% para el 2021.

También detalló que de momento el principal riesgo que analizan a nivel interno es un posible deterioro de las expectativas de la situación financiera del Gobierno Central, por la ausencia de un ajuste fiscal o que esta resulta insuficiente.

Alza en el dólar

El Central advirtió que las presiones al alza en el tipo de cambio empezaron a sentirse desde el mes de abril y han aumentado en las últimas semanas.

Según Cubero, a partir de octubre el Banco Central se vio obligado a intensificar su participación en el mercado cambiario con la inyección de dólares para contener el alza del dólar.

En cuando a las razones, el jerarca detalla que además de los factores estacionales y la pandemia, otra variable que está presionando el tipo de cambio es una mayor una dolarización del ahorro.

“Esto de la dolarización de los activos es porque el costarricense teme que el valor del colon caiga", explicó.

“No es la primera vez que esto sucede, ya en el 2018 se había observado una situación similar”, concluyó.