Última Hora

Recientes decomisos de monedas falsas tienen en alerta al Banco Central de Costa Rica (BCCR).

La entidad financiera analiza el tema desde el punto de vista de gestión de riesgo. El objetivo es definir posibles medidas que eviten que la práctica se consolide o se mantenga.

Según Marvin Alvarado, director de Emisión y Valores del BCCR, del 2016 al 2020 han detectado cerca de 1.000 monedas falsas, todas de ₡500. La mayoría son descubiertas por bancos comerciales, pero también llegan por decomisos. 

El martes 22 de diciembre, la Policía Municipal de San José encontró un lote de 400 monedas falsas de ₡500. Al parecer, eran cambiadas en los comercios de la capital: inmediatamente, el cuerpo policial alertó a las autoridades.

¿Cómo reconocerlas?

Debido a la circulación de monedas de ₡500 que no son auténticas, el BCCR explica algunas características para que el usuario pueda reconocerlas.

“Los textos y algunos detalles propios de la acuñación no se observan en la moneda falsa", advierte Alvarado.

"Por ejemplo, el escudo nacional lleva leyendas como América Central y República de Costa Rica. Esos textos, en una moneda auténtica de ₡500, son fácilmente legibles en la parte superior del escudo; mientras que en la moneda falsa esas leyendas no se observan de ninguna manera", indicó el experto.

En la parte inferior del escudo de Costa Rica también hay unos puntos que representan los granos de café. 

"En una moneda auténtica se observan a simple vista, la moneda falsa no tiene", dijo el director de Emisión y Valores del BCCR. 

En la imagen anterior se muestran otras características importantes. Preste atención al relieve del sol y los volcanes. Las monedas falsas no lo tienen, "se ven como lisas".

"La moneda auténtica presenta una serie de puntos en el borde, mientras que en la moneda falsa, en muchos sectores de la circunferencia, esos puntos no se aprecian", concluyó Alvarado.